MENÚ

Bucle tetralógico

Una manera en que Morin organiza las interacciones y la naturaleza de los elementos que forman parte de un sistema es el bucle tetralógico. Veamos su definición:

“El bucle tetralógico significa que las interacciones son inconcebibles sin desorden, es decir, sin las desigualdades, turbulencias, agitaciones, etc., que provocan los encuentros.

Significa que orden y organización son inconcebibles sin interacciones. Ningún cuerpo, ningún objeto, pueden ser concebidos aparte de las interacciones que les han constituido y de las interacciones en las que participan necesariamente.
El bucle tetralógico significa también […] que cuanto más se desarrollan la organización y el orden, más complejos se vuelven, más toleran, utilizan, incluso necesitan del desorden. Dicho de otro modo, los términos de orden/organización/desorden y, por supuesto, de interacciones, se desarrollan mutuamente entre sí.

El bucle tetralógico significa, pues, que no se podría aislar o hipostasiar ninguno de estos términos. Cada uno adquiere su sentido en su relación con los otros. Es preciso concebirlos en conjunto, es decir, como términos a la vez complementarios, concurrentes y antagónicos.” – El método I




El bucle tetralógico nos ayuda a comprender mejor el funcionamiento de cualquier sistema. Un elemento no puede serlo sino por su relación con los otros. Sus interacciones lo definen, y describen las infinitas posibilidades y cambios que sufre todo el conjunto. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario